Compras

¿Puedo pintar mi piso o suelo de madera?


Esta es una pregunta frecuente para quienes poseen en su hogar pisos fabricados en madera y desean cambiar su aspecto o devolverle el brillo de antaño. En cualquiera de los casos, es necesario conocer qué tipo de piso tenemos en nuestra casa para determinar qué tipo de pintura utilizar y cómo aplicarla.

¿Todos los pisos o suelos de madera son iguales?

Existe toda una variedad de suelos de madera. Se distinguen entre sí no sólo por el tipo de árbol utilizado, sino también por el tratamiento que recibieron antes de ser comercializados. Algunos pisos de madera tienen como fin mantener un aspecto rústico apegado a la naturaleza, propio de casas de campo o lugares donde existen climas de montaña, mientras que otros tienen un aspecto más moderno, para darle un toque elegante al hogar.

¿Cuántos tipos de pinturas para pisos de madera existen?

Hay una gran diversidad de pinturas para este tipo de pisos, aunque no todas cumplen la misma función, nosotros te recomendamos que mires estos pisos de madera.  Algunas están destinadas a evitar el deterioro de la madera, ya que vienen preparadas  para resistir al desgaste; otras tienen como fin destacar el aspecto del piso, aportándole un color  llamativo o conservador que ayude a afianzar el estilo conservador o innovador de tu casa; existen también aquellas que se distinguen por su composición, tales como pintura al agua, pintura al aceite (alquídica), pintura al agua látex, pintura de poliuretano, entre otras.

¿Cómo puedo pintar mi piso de madera?

Pintar tus pisos de madera es un trabajo sencillo, ante todo, debes seleccionar el tipo de pintura más adecuada para tu piso y el color que deseas aplicar, de ser posible, intenta hacer una prueba en una pequeña área del piso para asegurarte de que obtendrás el acabado que buscas.

Hecho esto, seguimos el procedimiento que a continuación se nos indica:

  • Quita la capa de barniz, cera, plastificado o cualquier otro material que cubra tu piso de madera.
  • Utiliza una lija 100 o 120 grados siguiendo el grano natural de la madera.
  • Elimina la superficie más áspera con la ayuda de un cepillo.
  • Lava muy bien la superficie.
  • Aplica un producto sellador sobre la superficie después de lijarla y lavarla, para evitar daños en los granos de la madera.
  • Aplica una mano de base antes de pintar. Si deseas cambiar el color debes aplicar tinte, si deseas reforzar el original aplica color natural.
  • Procura pintar desde las esquinas más alejadas de la salida, para que puedas movilizarte  sin
  • Espera que seque completamente.

Si son pisos interiores, debes aplicar 3 capas de pintura alquídica, con un lapso  de 24 horas entre cada aplicación. Después de 72 horas podrás colocar los muebles y hacer uso del espacio.

Puedes variar el estilo de tus pisos con colores pasteles para darle un acabado vintage o usar colores más vivos para obtener un estilo más juvenil. También puedes utilizar tu creatividad para hacer imitaciones de acabados de mármol, baldosas y cerámica, para renovar la imagen del piso.

¡Comparte con tus amigos!:

¿Que te ha parecido? ¡Cuéntanos!